Resumen de Noticias

Costa Rica, Lunes 19 de Noviembre del 2018

Factura Electrónica: mitos y realidades

Ingeniero Mario Arias - mario.arias@cr.gt.com

13/11/2017 12:00 m.d.


Ante la constante evolución tecnológica que vivimos en nuestra actualidad y siendo esta quien apunta no solo al interior de nuestro país, sino a nivel mundial, nos vemos completamente obligados a iniciar un proceso de adaptación informática que, para muchos interesados de la vieja escuela, resulta invasivo y atenta contra los principios de la privacidad.

 

Pese a las grandes ventajas que la Facturación Electrónica posee y ser un tema no tan nuevo para nuestro país, ni mucho menos para la región latinoamericana en general, se ha visualizado como toda una novedad y hay quienes ponen resistencia a los cambios tecnológicos; la razón que justifica este fenómeno trascendental, se debe a que ya es una obligatoriedad para todos, efecto que no se había consumado con la resolución DGT-02-09, publicada en La Gaceta N°25 del 5 de febrero del 2009 y que mantenía a muchos bajo la sombra de lo desconocido.

 

Existen muchas especulaciones en torno a esta obra tecnológica y en muchas ocasiones, el escenario veraz que se le ofrece al espectador y su percepción del mismo, resultan no ser tan paralelos al final del esquema.

 

Con la última versión de la resolución N°DGT-R-48-2016 emitida por la Dirección General de Tributación y donde gradualmente se le ha ido informando a los contribuyentes la obligatoriedad para el uso de comprobantes electrónicos, inicia toda una gran colección de percepciones erróneas relacionadas a este hecho y el primer mito que sale a la luz es la persecución e invasión de la privacidad, lo cual es un argumento totalmente falso. Factura Electrónica mantiene exactamente el mismo esquema de la obligación tributaria. La variante estrella en este caso es la desmaterialización y virtualización de la información, trasladando este protocolo administrativo y obligatorio de un entorno convencional a otro digital y lo suficientemente automatizado.

 

Otro supuesto que se maneja es que, con la llegada de Factura Electrónica, obliga a muchos a cambiar la forma de operar y facturar dentro de sus actividades comerciales; una vez más, lo anteriormente descrito es una percepción equivocada del hecho en cuestión. La metodología de trabajo que utilizan los contribuyentes sigue siendo la misma con respecto a años anteriores, cuya única disparidad es la sustitución de documentos físicos por archivos electrónicos.

 

Por otro lado, hay quienes se cuestionan, cuál sería el papel que le corresponde al contador de profesión si al automatizar los procesos comerciales en interface con la autoridad tributaria, este sería reemplazado por el nuevo modelo de facturación. En contraposición a este supuesto, Factura Electrónica viene a facilitar el trabajo de un contador y no a sustituirlo; el control documental y la abstracción de datos resultaría más sencillo a partir de archivos digitales que trabajar con una gran cantidad de documentos físicos.

 

Otra inquietud o especulación falaz que se desarrolla en torno a la emisión de comprobantes electrónicos, es el alto costo en la inversión de sistemas informáticos para que los profesionales independientes, micro y pequeñas empresas cumplan con la obligatoriedad; pues existen soluciones informáticas en el mercado que ofrecen una solución gratuita para esta clasificación de contribuyentes, si es que así están definidos por el Ministerio de Economía Industria y Comercio.

 

Por último y no menos importante es aquel mito que afirma que con la llegada de Factura Electrónica, se podría acentuar aún más la evasión fiscal; una vez más esto no es cierto. Una de las principales bondades de la automatización de procesos para este departamento radica en el estricto control de la información; es decir en lugar de aumentar la evasión, contribuiría con la disminución de la misma.

 

Independientemente del sabor que cada uno le tome a esta obra, las constantes transformaciones e innovaciones tecnológicas nos obligan a dar este paso que, para beneficio de todos, nos mantendría actualizados ante una inminente era digital.


Compartir



Noticias relacionadas




Comentarios



Indicadores

Inflación
Interanual a Octubre 2,03%
Tipo de Cambio (CR colones por US dólares)
Compra 603,60
Venta

610,29

Tasa Básica Pasiva (TBP): 5,75%
Tasa Efectiva Dólares (TED): 2,35%

 

Fuente: Banco Central de Costa Rica (BCCR)

 

Últimas Noticias

Lo Más Leído